4 instantes y 2 sueños

Enric Sánchez dijo que lo importante no es cuántos años tenemos, si no en cuántos de ellos hemos vivido y por ello yo puedo decir que en esta nueva vuelta al sol que hoy completo he vivido intensamente a cada instante.

velas

He compartido mi mayor riqueza, mi tiempo, con gente maravillosa a la que adoro, mi familia y mis amigos, rodeándome de todo el amor del bueno posible, y he atesorado en mi corazón 4 instantes únicos y 2 grandes sueños cumplidos.

Los 4 instantes han sido el nacimiento de mi hermosa sobrina, que ha traído a nuestra familia una ilusión y mil emociones que no esperábamos. He podido celebrar, con todo el cariño, el quinto aniversario de aquella promesa de amor que sigue vigente. He disfrutado de la experiencia increíble que supone firmar libros en pleno Paseo de Gracia barcelonés, justo al lado de la hermosa Casa Batlló y, por último, he logrado recobrar la sonrisa perdida, lidiando con gran voluntad y algunos nervios con viejas fobias.

Los 2 sueños cumplidos han sido inmensos, ambos me acompañaban desde hace tiempo. El primero, visitar Florencia, la cuna del Renacimiento, una de las ciudades más hermosas que he visto en mi vida. El segundo, publicar y vivir la presentación de mi primer libro de poesía rodeada de todo el cariño de los míos.

No puedo pedir más. Me siento feliz con ese 4 y ese 2 que hoy se unen para abrirme la puerta a un nuevo año, que espero vivir tan intensamente como el que dejo atrás.

Por todo ello feliz día 19 para todos, felices fiestas y que el 2017 os traiga instantes únicos que os colmen de felicidad.

 

Anuncios

Feliz curso nuevo

¡Hola lectores!

Cada año cuando llega el 1 de septiembre para mí empieza, de verdad, un nuevo año. Porque sí, las cosas cono son, el año empieza hoy, después de las vacaciones, de las interminables tardes de sol y la desconexión total de la rutina. Y tal vez también porque sigo muy vinculada al mundo académico y eso hace que mi medida del tiempo sea el curso escolar.

Por mi parte, siempre aprovecho el descanso estival para reflexionar y hacer balance de lo que ha supuesto mi último año, lo bueno y lo malo y, especialmente, todo aquello que puedo mejorar para que el año siguiente sea mejor.

Hoy es eso día en el que muchos vuelven al trabajo, a reencontrarse con su vida real, y a poner en marcha nuevos proyectos e ilusiones. Porque vivir ese eso, hacer cosas nuevas y buscar ilusiones siempre.

Mi año nuevo arranca cargado de proyectos y trabajo. Lo primero que viene es acabar de pulir el libro de poemas que publicaré con la Editorial Maluma a finales de este otoño, titulado MI AMOR DE INVIERNO, una colección de poemas breves con el amor romántico como hilo conductor. Ni os imagináis lo emocionada que estoy con este proyecto.

Lo siguiente y más a largo plazo es terminar la novela que llevo escribiendo todo este año de la que aún no puedo daros pistas. Aún queda bastante trabajo, pero estoy segura que en este año podré terminarla.

Por otra parte, retomo mi doctorado en literatura del Siglo de Oro. Es mi segundo año y me toca apretar porque la tesis no se va a hacer sola. Es todo un reto y más cuando no me dedico a ello en exclusiva, pero me ilusiona tanto que todo el esfuerzo vale la pena.

También estoy acabando de rematar el temario de un curso de inicio a la escritura creativa que voy a impartir este otoño, del que también podré daros datos muy pronto.

Y, por supuesto, no faltará tiempo para leer y seguir recomendando y compartiendo libros a través de mis redes.

Como veis mi curso arranca muy cargado ¿y el vuestro?

¡Feliz año nuevo y felices lecturas!

IMG_20160901_095806